X
    Categories: Reviews

CORALIES – “C” (2017)

“C” es el nombre del tercer disco de una de las bandas fundadoras del posthardcore en Argentina, en el mismo se expresa una madurez musical y una sólida identidad sonora. Agresivo y melódico, brutal y complejo es el último rostro de Coralies.

Otra vez el tema espinoso dentro del metal, otra vez el posthardcore. Coralies nació en el seno de este movimiento en Argentina (en sus primeros esbozos) y hoy, muchos años después de aquel huracán de conjuntos musicales de este género, es uno de los pocos que se mantiene en pie y sigue creciendo fuerte cual árbol que logra superar su traumática juventud.

Los integrantes de Coralies formaron la banda siendo adolescentes, y esto causó las esperables turbulencias entre integrantes que derivó en la salida de sus dos guitarristas luego de editarse su primer disco “MMXII” (2012). Desde esta columna siempre menciono el trastorno que significa para cualquier banda los cambios de este tipo. Y este caso no es la excepción, varios músicos pasaron por Coralies hasta alcanzar la formación estable y sinérgica que se ve en el día de hoy.

A pesar de estar en un comienzo familiarizados con Deny y Melian, Coralies rápidamente construyó una fuerte identidad en las afueras del género, su música furiosa pero inquieta e inconformista se volvió cuasi experimental, cristalizando su concepto musical en el disco “El Capitán de este barco soy yo” (2014). Este segundo disco se transformó en una obra conceptual, una brutal joya de distorsión y caprichosas estructuras, un disco tan difícil de digerir como irresistible, donde todo tenía que ver con todo, música, letras, ilustraciones, etc. ¿Cuál sería el próximo paso de “Los Cora” entonces?

“C” es un discazo, menos caótico que “ECDEBSY” (su antecesor), los temas se amigan con estructuras un poco más estables (no tanto, eh). Con cada nueva escucha del disco, comienzan a emanar las influencias musicales “pre-posthardcore” que alimentaron a estos músicos a edades tempranas. Los breakdown son mucho más grooveros, menos digitales. Por momentos suena un halo de metal sureño, como un “Pantera del futuro”. También hay lugar para deliciosos coqueteos con el Nü metal, lo que repercutirá en el interés de un público más amplio.

Las aperturas musicales que genera la voz melódica de Federico Patelli (que no solo canta de maravillas, sino que también toca la batería como una bestia) son el ojo del huracán de cada canción, pequeños remansos de calma que no hacen más que enriquecer las agresivas composiciones. De hecho todas las voces, las limpias de Federico,  las podridas de Julio Irigoyen y las del “Pela” Julio Di Benedetto, parecen tener un particular laburo de composición y edición. Lo que desemboca en el nacimiento de un monstruo vocal de tres cabezas.

Tengo que admitir que una de las cosas que nunca me cerró de este género, es que sus letras constantemente parecen inspiradas en el resentimiento, el odio o en el desquite. Y que toda la energía salga de ahí, me la baja un poco. En el caso de Coralies, al madurar la banda, maduró el mensaje y ‘Aokigahara’ es un bello ejemplo de esto: “Mi espíritu está gobernado por la felicidad de vivir para lo que hago” sentencia Julio a los gritos. También hay lugar para el humor, en un silencio antes del breakdown final, se escucha la voz del Famoso Mago manco René Lavand (1928-2015) y su inmortal frase “No se puede hacer más lento” para estallar en un espeso pulso terminal.

‘Tu nombre en mi piel’ un temazo de gran compromiso social, “¿cómo no voy a estallar? La rabia no nace de mi interior, nace del mundo que me rodea” expresan los alaridos que te golpean la cara y nos recuerdan que es peligroso que la sociedad se siga pudriendo. Y para que no queden dudas en el mensaje, concluye con un tristísimo audio del nefasto ex presidente Fernando De La Rúa declarando el estado de sitio en el año 2001.

La tapa del disco muestra una enorme “C” en letra mayúscula símil gótica, pero que está compuesta por las típicas marcas de una huella digital. Una gran jugada simbólica que parece decir “ésta es nuestra huella digital, en este disco esta nuestra identidad”.

El nivel de “C” es parejo de punta a punta, es un excelente disco, compacto y frontal, muy riffero y mucho más orgánico que sus antecesores, equilibrado diría yo. Y Coralies hoy se perfila como una banda solida, dando saltos de calidad y popularidad. Con este excelente tercer disco, la “C” sigue forjando su historia.

Review por: Mariano Chacón Aguilar

"C" es el nombre del tercer disco de una de las bandas fundadoras del posthardcore en Argentina, en el mismo se expresa una madurez musical y una sólida identidad sonora. Agresivo y melódico, brutal y complejo es el último rostro de Coralies. Otra vez el tema espinoso dentro del metal, otra vez el posthardcore. Coralies nació en el seno de este movimiento en Argentina (en sus primeros esbozos) y hoy, muchos años después de aquel huracán de conjuntos musicales de este género, es uno de los pocos que se mantiene en pie y sigue creciendo fuerte cual árbol que logra…
CORALIES – “C” (2017)
CORALIES – “C” (2017)
2017-10-16

Puntaje

Apartado musical - 9.5
Letras - 9
Arte - 8

8.8

User Rating: Be the first one !
Francisco Zazzu :

View Comments (1)